Ya está en las librerías el segundo libro de Paula Molinari: “El Salto del dueño” (editorial Temas). ¡Gracias, Pau, por invitarme a participar en este nuevo proyecto!

* * *

Cuando conversábamos sobre la forma representar al dueño (todavía no tenía el texto), Pau me describía una especie de cacique que hacía de todo, 24 x 365. Y que mal que le pesara, para lograr profesionalizar su proyecto, debía empezar por lo que más le dolía: cortarse las plumas. Nos reimos un rato con algunas anécdotas y decidí tomar el asunto al pie de la letra. Cuando viajaba en el tren de vuelta a casa, el cantito de una publicidad ochentosa de mi infancia se me pegó.

Llegué a destino y me puse a trabajar. Acá, la tapa que dibujé para la ocasión-también hay un par de viñetitas en el interior del libro-.

Anuncios