El viernes pasado salió impresa una nueva ilustración en el suplemento Mujer de Clarín. El título del artículo: “Mujeres que se enamoran de hombres más jóvenes”

El tono de la nota era algo crítico con estas féminas. Preferí agarrarme del final, entonces, donde el dedito de la moralina se baja y se admite que: “lo que nos gusta o seduce de un hombre es tan particular como lo somos nosotras mismas”.

Vamos, es todo un laburo aceptar las diferencias (aceptarlas de verdad, Betty). Por eso, en este fin de año brindo por ellas y por el amor honesto, más allá de los años y los mandatos, los estereotipos y la mar en coche!

Anuncios