Leo blogs desde años. Para comentar, sin embargo, soy esquiva. Todavía me da cierto escozor escribir, incluso, este post. De todos modos, hay noches amables en las que nos permitimos subir al tren de la alegría de otros. En este caso, al invento de Capitán Intriga, Lake y Jose (imagen gentileza de Willito).

Entonces, querido lector silencioso, felicitaciones en tu día! Gracias por andar por ahí. Y dale, dejame unas palabras. ¡No sabés con qué simpleza podés alegrarme un rato el lunes!

Anuncios